pymes (14)

8912468084?profile=RESIZE_400xCordial Saludo; nuestra empresa está trabajando en alianza con la Universidad Distrital a fin de construir una propuesta para fortalecer la transferencia de conocimiento y la innovación en las PYMES de la ciudad.

Queremos co-crear esta propuesta de la mano de las empresas, y por eso lo invitamos a compartir información sobre su interés o necesidades, con lo cual la haremos mas pertinente

 

 

 

 

Leer más…

8696946276?profile=RESIZE_710x

Desde TEAM Ingeniería de Conocimiento hemos trabajado en la promoción de los instrumentos de fomento y particularmente, la opción de que tien en las empresas de descontar de su impuesto de renta hasta el 25% de la inversión realizada en I+D+I, y además, llevar al gasto para deducir las inversiones realizadas en proyectos que sean calificados por el Ministerio de Ciencias (antes COLCIENCIAS) para ese fin. 

También hemos trabajado en la promoción de otros instrumentos como los incentivos vinculados a inversiones en proyectos con impacto ambiental positivo, Energías Alternativas y Fuentes no Convencionales de Energía. 

Hemos explorado también que estos incentivos le son aplicables a organizaciones como las Cooperativas que anteriormente no tenían acceso a los mismos (vea aquí el artículo) y como este instrumento le sirve de forma especial a las PYMES que tienen la opción de acceder como beneficio hasta un 50% de las inversiones que realicen (ver nota del blog). 

Sabemos que el tema sigue siendo un poco complicado de entender, y que muchas empresas aún no tienen una noción de estos beneficios, y por ello seguimos generando contenidos que contribuyan a que los empresarios tengan una mejor comprensión de este y otros temas tan importantes para fortalecer su capacidad competitiva, como lo es la implementación de Sistemas de Gestión de Innovación, el trabajo en red y la formación de personas como lo hacemos con nuestro Curso de Formación de Consultores

Llevamos 13 años en este propósito de hacer "Construcción colectiva de conocimiento e innovación" y queremos continuar siendo el mejor aliado para las empresas que quieran sumarse a nuestra red. 

 

DESCARGUE AQUÍ LA INFOGRAFÍA

 

 

VEA EN NUESTRO CANAL YOUTUBE UNA CONFERENCIA COMPLETA SOBRE ESTE TEMA

Red de Consultores

 

Leer más…

comercio exterior, pymes, innovacion, exportacion, importacion, fletes, importar desde china

Con el apoyo del Programa Bonos de Innovación de la Gobernación de Cundinamarca, ejecutado por Connect Bogotá Región, nuestra empresa está trabajando en apoyar a otras empresas a innovar en medio de la pandemia, una de estas empresas es GET IN SOLUTIONS (www.getinsolutions.com), que está buscando innovar en la experiencia de usuario y servicios de comercio exterior. 

Estamos invitando a personas que tengan responsabilidad en operaciones de comercio exterior, a participar en un grupo focal a fin de validar el uso del servicio de GET. Si es su deseo contribuir en este proceso, por favor dejénos sus datos en el formulario que aparece a continuación

Las nuevas formas de trabajo y las ventajas que ofrece la red demandan herramientas que faciliten el filtro, consulta y solicitud de tarifas en linea que optimicen el proceso, reduzcan los tiempos y eviten llamadas en frio con desconocidos que hacen que el proceso sea mas lento y menos eficiente

Desde esta premisa proponemos un motor de búsqueda, filtro y consulta de tarifas con varias opciones para el usuario en virtud de reducir sus tiempos en esta labor y poder escoger la mejor opción acorde a su necesidad puntual, tiempo de transito, vigencia, tarifa ?

Sabemos que su tiempo vale oro, por esa razón entregaremos a 10 usuarios IMPORTADORES y EXPORTADORES activos un análisis integral de costos de una operación sin ningún costo ( Free ) - importante: este beneficio aplica para quienes ya tengan una operación de comercio exterior y/o tengan clara la orientación para realizarla

Pero eso no es todo la consultoría estará a cargo de nuestro gerente general, sabemos que es momento de remangarse la camisa y poner la cara al cliente.

Leer más…

Los emprendimientos de base tecnológica son aquellos que dependen de un “software” o una “aplicación” para poder desplegar su modelo de negocio.  Por ejemplo, LinkedIn, Facebook, Google --para nombrar algunos que ya son altamente famosos y exitosos --fueron en algún momento emprendimientos de base tecnológica.  Pero también lo son, en Colombia: Tappsi, Linio, Loggro, entre otros. 

Simplificando un poco para hacerlo práctico, podríamos dividir los emprendimientos tecnológicos en dos grandes bandos: aquellos cuyos fundadores son ingenieros de sistemas y saben, directamente, desarrollar, y aquellos cuyos fundadores son personas con una buena idea, pero que no tienen el conocimiento para desarrollar o codificar el software de su emprendimiento.  

Quienes saben desarrollar, indudablemente, tienen algún terreno ganado.  ¿Porqué? Contratar desarrollos de software a firmas terceras es costoso.  Un emprendimiento, especialmente en sus inicios, siempre se verá corto de capital.  Pero, los fundadores que saben desarrollar pueden hacer uso de su tiempo --bien sea a tiempo parcial o tiempo completo--para construir esa primera versión del software. Esto ahorra al emprendedor la necesidad de salir a conseguir capital.

Ahora bien, si usted no sabe de software, no se estrese.  Tiene varias alternativas.  Por un lado, puede conseguir un socio que aporte el talento técnico que a usted le falta.  Obviamente, debe estar preparada para entregar a su socio un porcentaje significativo de capital sobre su emprendimiento.  Otra opción es recolectar y utilizar dinero para contratar a terceros, o incluso a casas de software para que desarrollen su idea. Esta opción es atractiva para emprendimientos que requieren altos niveles de seguridad o transaccionalidad en el software (requieren desarrollos, de entrada, de muy alta calidad), o para emprendimientos con públicos B2B donde la confianza y credibilidad en la aplicación es esencial para generar incluso la primera venta.  

Pero ojo, bajo ambos escenarios, ¡cuide su dinero! Tenga en cuenta que típicamente no es necesario construir la aplicación en su totalidad para testear su viabilidad.  Las mejores prácticas de emprendimiento recomiendan que el emprendedor se concentre en una de dos: a) construir una prueba piloto de su software, con funcionalidad limitada, que permita explorar aquel valor principal que se le ofrece al mercado o; b) construir un “mock-up” del software de tal forma que este pueda ser mostrado a un grupo de inversionistas que, al verlo, se entusiasme suficiente para invertir en la construcción de un software más robusto.

La idea, en otras palabras, es desarrollar un “mínimo producto viable” (o MVP -- Minimum Viable Product, en inglés) que devele si el concepto de negocio en cuestión parece tener o no futuro, e iterarlo y crecerlo poco a poco hasta tener un producto “terminado”.  El plan consiste en dar pasos pequeños y pelar “otra capa de la cebolla de la incertidumbre” para obtener información adicional de si el negocio puede o no funcionar, o de si la idea de negocio debe ser modificada y direccionada por un rumbo diferente al inicialmente pensado.  Quienes no procedan por pequeños pasos en el desarrollo del software que dará vida a su emprendimiento, corren el riesgo de “quedarse sin gasolina antes de terminar el viaje”. 

Para terminar, recuerde que un software es una herramienta que resuelve una necesidad. Por tal motivo, procure siempre entender primero la necesidad de su cliente y el valor que usted le agrega, antes de comenzar a trazar la primera línea de código. Para tal fin, valide con sus clientes, en la calle, que el producto o servicio que usted ofrecerá a través del software si les sea de utilidad.  No le de pena indagar, preguntar y volver a preguntar.  No se confíe solamente de “sus instintos”.  La mayoría de emprendedores exitosos se sorprenden de lo distinta que es la idea “triunfal”, la que finalmente logró explosionar su emprendimiento, de la que ellos tenían en la cabeza cuando comenzaron a trasegar su aventura empresarial.

Leer más…

Tips básicos para crear una tienda virtual

Crear una tienda en línea requiere de un esfuerzo un poco mayor al de crear una página web o un perfil en redes sociales, ya que incluye temas de distribución, stock, métodos de pago, etc. Afortunadamente podemos empezar con algo básico y a medida que contamos con los recursos ir mejorándola.

Podemos iniciar con un simulador de tienda online, donde ofrecemos nuestros productos y tenemos un “carrito de mercado” donde las personas pueden ir listando que desean comprar. Al final las personas podrán ordenar los productos y nosotros las contactamos para cerrar el negocio y ofrecer los métodos de pago y entrega. Sin embargo, esto a veces podría prestarse para malos entendidos, ya que muchas personas desconfían de este método.

Un “avance” para evitar este tipo de desconfianzas es la posibilidad de realizar pagos online, a través de plataformas como paypal, payU o simplemente usando nuestra tarjeta de crédito. Para esto, ya tendríamos que contar con este módulo en nuestra página, así como un convenio con alguna empresa que preste este tipo de servicios.

Estos son algunos tips básicos para poder crear una tienda virtual exitosa:

- Contar con un dominio y hosting para nuestra página web / tienda en línea.

- Contar con un administrador de contenidos que nos permita incluir el catálogo, carrito de mercado, y el módulo de pagos online.

- Contemplar la posibilidad de asociarse con una empresa de envíos que recoja y entregue mis productos al usuario final.

- Asegurarnos de tener varios métodos de pago (transferencias, tarjeta de crédito, tarjeta débito). Así facilitaremos la compra inmediata a través de internet.

- Siempre actualizar la página con nuevas llegadas de producto, anunciar cuando no hay stock de algún otro.

- Crear promociones para fechas especiales y descuentos como el viernes negro, el cyberlunes, navidad, etc.

- Generar una estrategia de mercadeo digital para llevar compradores a nuestra tienda en línea.

- Apoyar nuestra tienda con un blog o sección de preguntas frecuentes y temas de interés para generar también tráfico orgánico y apoyar nuestras ventas con contenido que demuestre profesionalismo y conocimiento del producto o servicio.

- Apoyar nuestra tienda en línea con perfiles en redes sociales donde las personas puedan compartir sus experiencias, calificarnos y recomendarnos.

- De ser posible, incluir en la gestión de su negocio un software en la nube que le permita conectar sus pagos y transacciones con sus reportes contables.

Esperamos que este corto texto pueda encaminar su emprendimiento hacia una gran estrategia comercial que fusione lo físico y lo digital.

Leer más…

¿Qué es Inteligencia de Negocios?

El término inteligencia de negocios hace referencia a la posibilidad de obtener información resumida y relevante sobre su negocio para tomar decisiones. El inventario crece, el número de clientes a los cuales les hemos vendido y que nos deben dinero también, nuestros puntos de venta se multiplican. Simplemente, a medida que los negocios crecen, se hace cada vez más difícil “tener el negocio en la cabeza”. Para poder direccionar nuestra empresa, entonces, necesitamos la ayuda de herramientas que capturen la información de nuestras transacciones y nos ayuden a sintetizarla, organizarla y presentarla, de tal manera que podamos tener una foto de lo que ocurre en nuestra empresa en cualquier momento.

Para suplir lo anterior, la mayoría de los sistemas de gestión empresarial cumplen dos funciones principales: por un lado, permiten capturar la información que se genera en una transacción, bien sea esto registrar una venta, una salida de inventario, o un pago a un proveedor, entre muchos otros. Por otro lado, permiten recolectar esta información en informes sumarizados (llamados también informes de “inteligencia de negocios”) que generen un resumen de lo que ocurre en la compañía. Algunos informes muy populares en estas herramientas son, por ejemplo:

- Cuáles items de nuestro inventario son más rentable

- Qué items de nuestro inventario escasea

- A quién le debemos dinero y cuando lo debemos pagar

- Cuánto nos deben y cuando nos deberían pagar nuestros clientes (informe que gestionamos permanentemente para tener un buen recaudo de cartera)

- Cuales son las ventas de nuestros diferentes locales, y cuales productos son más exitosos en cada local, entre muchos otros.

Un software de gestión debe permitir preparar cada uno de estos informes de “inteligencia de negocio” al instante, de tal manera que la información desplegada en el reporte se encuentre fresca (llamado información en tiempo real) y refleje la realidad inmediata de nuestra empresa (no la de hace algunos días o semanas). También debe permitir parametrizar la información que quedará plasmada en el reporte (por ejemplo, las fechas que debe cubrir el reporte, las líneas de producto que debe presentar, el tipo de clientes que sobre los cuales el reporte debe indagar, etc.) Mientras más flexible el reporte, más posibilidades tendrá el usuario de responder sus preguntas relevantes, obtener así inteligencia sobre su negocio, y tomar las mejores decisiones.

Leer más…

“Todo entra por los ojos” dicen comúnmente. Y tienen razón.

La percepción de las cosas que vemos puede afectar nuestra opinión sobre cualquier cosa. Y a la hora de debatir alguna propuesta o idea, ya sea con alguien de la misma compañía, un cliente o un proveedor, esto no es la excepción. Para persuadir y/o convencer a esa persona que puede potenciar su negocio en mayor o menor medida, es necesario que usted se ponga en la tarea de aprender a contar SU historia.

¿Cómo empezar? Primero, considere estudiar a fondo el tema/producto/servicio del cual va a hablar. Nada le puede dar más respaldo que un conocimiento total de lo que expone. Lo primero que debe dejar claro en su presentación y a lo largo de su propuesta es “Qué hace a mi plan algo único”. Empezando por ofrecer algo “exclusivo” o nunca antes contemplado, puede atraer la atención de su interlocutor. Con esa atención, está usted listo para empezar su presentación siguiendo algunos de los siguientes pasos:

  • Explique qué es lo que está por venir (en su negocio o su industria).
  • Enfóquese en los beneficios que la propuesta tiene para su interlocutor.
  • Haga preguntas sobre las expectativas de su interlocutor.
  • Comente algún dato importante o curioso relacionado con la propuesta.
  • Use frases comunes o apartados de alguna personalidad conocida.
  • Establezca algún punto en común con su interlocutor.

Al tener ya una conversación fluida en la cual tanto usted como sus oyentes se sientan a gusto, puede seguir con el “nudo” de su presentación:

  • Enlace sus conceptos con el tema principal.
  • Involucre a su interlocutor. (“Usted es muy importante para que este plan se lleve a cabo”).
  • Utilice fotografías, videos e imágenes que ilustren lo que quiere decir.
  • Simplifique información muy compleja.
  • Resuma con frecuencia.
  • Si está usando algún tipo de apoyo digital, NO LEA. Trate siempre de mirar a su interlocutor.

Para finalizar, recuerde que a veces va a haber información que por factores externos se va a quedar por fuera, se va a olvidar en la presentación, o no se va a tener en cuenta en ese momento, pero puede ser importante. Así que tenga en cuenta que a veces es bueno apoyar su presentación con algún documento que pueda entregar al final para ampliar esta información faltante. Estos son los puntos a tener en cuenta para cerrar su propuesta:

  • Refuerce los objetivos de la presentación.
  • Cierre con un “final feliz” que sea optimista.
  • Refiérase a ciertos puntos con los que haya abierto la presentación para justificarlos.
  • Y lo más importante… ¡Pregunte si hay negocio!
Leer más…

¿Los sistemas contables son un "mal necesario"?

Si piensas que operar un sistema contable en tu negocio es un “mal necesario”, estás mirando esta herramienta desde una aproximación anticuada. Efectivamente, cuando un negocio crece, en algún punto se le hace obligatorio llevar una contabilidad. Muchos empresarios lamentan este día, puesto que se ven obligados a incurrir en la compra y utilización de un sistema de complejidad alta, que les hace la vida difícil y requiere de asesores expertos para su operación.

Sí, las leyes fiscales y financieras de todo país tienen una complejidad mínima inherente. Sin embargo, esta complejidad se multiplica cuando descubrimos que los software “contables” tradicionalmente han sido diseñado para ser operados por los contadores más que por los empresarios que últimamente se beneficiarán de las cifras que producen.

Sistema contable

Ahora bien, los contadores, quienes son expertos estudiados y certificados en una materia —que además es su oficio—tienen el tiempo para aprender a operar herramientas complejas. Pero el empresario no tiene normalmente dicho tiempo ni dicha disposición. Por lo tanto, los empresarios muchas veces procuran mantenerse tan alejados de “ese complejo sistema contable” como les sea posible, dejando de consultar la información directamente en el sistema y resignándose a entender que ocurre en su negocio a través de reportes que les envía su contador o asesor financiero algunas pocas veces al mes.

En nuestra opinión, esto no tiene porqué ser así. A un sistema contable no le debería ocurrir nada diferente a lo que ha ocurrido con otras tecnologías más masivas. Por ejemplo, en los años 80 utizar un computador era difícil —se trabajaba con líneas de comando (la famosa “pantalla de letras verdes”) y se requerían cursos para hacer hasta las cosas más fundamentales en el equipo. Hoy por hoy, un celular es un computador decenas de veces más poderosos que aquellos que existían en los años 80s, y literalmente lo maneja hasta un niño de 4 años.

Este fenómeno sucede debido a que, en la muy competitiva industria de los dispositivos de cómputo personales, se han dado grandes avances en el campo de la “experiencia de usuario”, que es aquella rama del diseño informático que busca crear software agradable a la vista y sobretodo fácil de usar —en otras palabras, crear software intuitivo. Por tal motivo, uno no necesita leer un manual de instrucciones para operar una aplicación moderna… solo con ver los iconos y la forma como se despliega la información, se puede intuir qué hacer, y en cuestión de minutos un usuario es capaz de sacar provecho a una “app” moderna.

Bajo este contexto, volvamos entonces a los sistemas contables: por alguna razón, muchos sistemas contables para las PYME se han quedado congelados en los 80s (los contadores tienden a ser tradicionales y cuidadosos. Una vez un contador se ha familiarizado con un software, tiende a seguir usándolo por muchos años más, generando un ciclo donde sistemas contables muy antiguos siguen teniendo una acogida en el mercado). Cualquiera que sea el caso, todavía existen en el mercado cientos de miles de negocios que registran sus cifras en interfaces de texto o tipo “Windows 95”… Sobra decir que estos sistemas, a pesar de que pueden ser poderosos e indudablemente son útiles, ofrecen una experiencia de usuario altamente compleja y poco intuitiva, que ahuyenta a todo neófito, excepto tal vez a aquel valiente contador que ha aprendido a “convivir” con la aplicación.

Sin embargo, esto no tiene porqué ser así. En Loggro hemos detectado como en cada país, en cada geografía, comienzan a surgir sistemas contables modernos, la mayoría de ellos desplegados en internet que ofrecen una experiencia de usuario amigable, intuitiva, supremamente fácil de aprender a utilizar y sobretodo agradable a la vista… Mejor dicho, son software contables y a la vez son software modernos.

Muchos de los empresarios de toda índole que hemos visitado se sorprenden al ver Loggro, pues es para ellos un alivio conocer un sistema contable hecho para “seres humanos comunes y corrientes”. Un sistema contable que sea fácil de descifrar y que rápidamente pueda ofrecer al usuario información en tiempo real, a través de internet, para tomar decisiones, sin la necesidad de que al sistema lo intermedie un “piloto experto” como lo es un contador.

Te invitamos a que explores algunas opciones, que te ofrecen plataformas modernas, operadas a través de internet o dispositivos móviles, que ayudan a automatizar la gestión contable y le hacen la vida más fácil tanto a ti como a tu contador… ¡No hay razón para relegar las finanzas de tu empresa a la edad de piedra!

Leer más…

Posiblemente has escuchado recientemente términos como “agilismo", “metodologías ágiles” o “emprendimientos LEAN”. Contrario a lo que muchas personas piensan, esto no tiene que ver con nuevas rutinas en el gimnasio o la nueva moda después del Yoga y Pilates. En realidad es una nueva manera de enfrentar proyectos que se está tomando al mundo de la tecnología y ahora llega incluso al ámbito de los negocios y empresarios start-up, donde ha ayudado a todo tipo de empresas (pequeñas y grandes) a optimizar sus procesos y acercarse más rápidamente a sus objetivos de negocio.

Tradicionalmente para el despliegue de proyectos (e incluso en el mundo empresarial) se usan aproximaciones jerárquicas, conocidas como el “modelo en cascada”. Esta metodología tiene una aproximación secuencial en la que los gerentes o líderes de proyecto toman la mayor parte de responsabilidad y toma de decisiones. Las metodologías en cascada sigue un flujo lineal que vá desde el análisis hasta el despliegue del proyecto, pasando por etapas bien definidas de documentación, diseño, implementación, desarrollo, pruebas y evaluación. Cada una de las fases no puede iniciar hasta que la fase anterior no haya sido terminada por completo, y en caso de incluir cambios, es necesario volver a la primera fase e iniciar el proceso de nuevo.

Como se puede intuir, este proceso suele ser rígido, laborioso y no permite a los miembros del equipo o empleados de un negocio responder al cambio. Tampoco es un modelo que permite fácilmente la innovación, la flexibilidad ni la rapidez.

En la última década muchas compañías en el mundo de tecnología (como Apple, Sony, Google, Microsoft, Facebook y muchas otras) confiaron en las metodologías ágiles para desarrollar no solo sus productos sino sus modelos de negocios. En el mundo del agilismo priman las buenas ideas en lugar de los métodos. Las personas sobre los procesos. Se busca encontrar algo que funcione y sea efectivo, en vez de seguir al pie de la letra un manual o una estructura jerárquica. Los equipos ágiles son auto-gestionados, queriendo decir que colaborativamente toman las decisiones en lugar de una sola persona que “gerencia” el proyecto. Diariamente trabajan en un ciclo constante de planeación, desarrollo, verificación e iteración, donde el producto o negocio se va acercando incrementalmente a sus objetivos de una manera más flexible y ágil.

Las metodologías ágiles también se soportan en la comunicación constante y en la interacción de las personas para conocer siempre el estado de los proyectos y las metas u objetivos. Por esta razón, a menudo las compañías que obtienen grandes resultados en el agilismo están soportados por herramientas tecnológicas y marcos de trabajo que les permiten gestionar no solo la comunicación, sino la visibilidad de los objetivos del negocio y el estado actual a todas las personas involucradas. Por tal razón, se recomienda tener una sólida estructura de comunicaciones y de gestión de negocio (por ejemplo usando software ERP integrado en la nube). A través de estas herramientas, los ejecutivos e integrantes del equipo pueden obtener métricas permanentes, y conocimiento de tanto su negocio como el mercado y les será más fácil tomar decisiones exitosas para su organización.

El uso de herramientas tecnológicas y software también ayuda a crear una cultura de negocios ágil en la que la información es compartida libremente a través de los equipos de trabajo en vez de estar compartamentalizada en unas pocas personas. Esto empodera a los miembros de la organización y ayuda a fomentar la creatividad, innovación y mejoramiento continuo, dándole a los negocios una ventaja competitiva sobre la competencia, y ayudando en el futuro a incrementar la rentabilidad del emprendimiento.

Leer más…

Usamos el término “Facturación Electrónica” mucho más allá de significar una facturación en la nube o facturación web. Nos referimos al sistema que está implementando la DIAN donde eventualmente todo negocio en Colombia, sin importar su tamaño, deberá generar todas sus facturas de manera electrónica, de tal forma que una copia de la factura viaje a la DIAN para su conservación y análisis, y otra copia paralela viaje a su receptor (quien hizo la compra).

Para muchos empresarios PYME, este sistema significa no poder evadir la formalización. Eso es cierto, y probablemente generará algunos dolores de cabeza para todos aquellos que todavía se sentían cómodos “volando bajo el radar”. Sin embargo, el efecto neto de esta nueva política será muy positivo tanto para las empresas (las empresas formales tienden a sobrevivir por más años que las informales, pues la formalización las impulsa hacia la tecnificación) como para el país, puesto que hará más justa la carga tributaria sobre la totalidad del empresariado.

Como contexto, Colombia es uno de las economías importantes en Latinoamérica que mas ha tardado en implementar la facturación electrónica. Chile, Peru, México y Argentina ya operan bajo este esquema (en México, por ejemplo, ya está tan maduro que aun pequeños tenderos deben utilizarlo). Pero volvamos a los beneficios de la facturación electrónica, los cuales van mucho más allá de un tema ecológico y de ahorro de papel. Quisiéramos en este artículo profundizar en tres frentes de éstos:

1. Velocidad de hacer negocios: La factura electrónica generará una tendencia donde todo negocio logra manejar sus transacciones de compra o venta a través de la nube. En el nivel más básico, los negocios comenzarán a enviar sus facturas de venta u ordenes de compra a través de un correo electrónico. Sin embargo, esto pronto llevara a que diferentes sistemas de gestión empresarial o ERPs se comuniquen entre sí vía XML, para que diferentes sistemas interactúen entre sí para asentar una compra o venta (o un pago de una CxC o CxP) en la contabilidad del uno o del otro sin necesidad de que exista digitación o re-digitación. Como consecuencia, se aumentará la velocidad de hacer negocios y se disminuirán las fricciones operativas de la cadena de valor; algo de lo que se beneficia la economía en general.

2. Costos: Al implementar tecnología para facturar electrónicamente, las PYMES operarán de manera más eficiente y organizada, bajando sus costos (de hecho, las que no lo hagan, además de quedar en riesgo de penalidades fiscales, probablemente no podrán competir por su estructura de costos alta o porque quedarán aisladas de los ecosistemas de intercambio de datos automáticos que se volverán de rigor). Diversos estudios de Chile y México estiman que emitir una factura electrónica es de 3 a 8 veces más económico que emitir una factura en papel (teniendo en cuenta no solo el costo de los recursos físicos utilizados, si no también de los costos adicionales de proceso incurrido al facturar manualmente).

3. Acceso a financiación: La facturación electrónica y su correspondiente andamiaje legal hace que las facturas expedidas electrónicamente se conviertan en título valor sin necesidad de sellos o firmas. Como se encuentran “desmaterializadas,” estas logran viajar con facilidad a mercados de facturas donde actores financieros, con la autorización de su emisor o receptor, según sea el caso, podrán comprarlas, venderlas, endosarlas y en así con ellas generar diversos tipos de operaciones financieras que buscan dar liquidez a las PYME. Por ejemplo, las operaciones de “Confirming” (donde un proveedor decide pagar por adelantado una factura que todavía no se ha vencido a cambio de un descuento en el pago) se facilitarán para la PYME. Similarmente, las operaciones de “factoring” (donde un proveedor vende sus facturas a un tercero, quien asume el riesgo del pago de la misma a cambio de un descuento) podrán ser realizadas aun por negocios muy pequeños que otrora no contaban con estas ventajas. El acceso adicional al sistema financiero y la liquidez en capital de trabajo que esto puede brindar a las PYMES es significativa. Además, debido a que las facturas electrónicas se pueden transar a través de mercados competidor, es altamente posible que existan entornos de alta demanda y liquidez para las mismas, lo que garantizará que las tasas a las cuales se hagan operaciones financieras con las PYME sean justas y mucho más competitivas que las actuales (las cuales son altas por el relativo alto costo que tiene para un banco atender a una PYME).

En Colombia, la facturación electrónica apenas comienza. Por el momento, la DIAN ha montado unos pilotos con 58 empresas que comenzaron a facturar bajo el modelo, y espera expandirlos a nivel país durante el 2017. Sin embargo, ya la DIAN está estableciendo unos cronogramas de obligatoriedad que acelerarán rápidamente la adopción de la tecnología (se calcula que para el 2020 ya esta sea una realidad para todo tamaño de empresa en Colombia).

Por supuesto, un primer paso para hacer realidad la facturación electrónica parte de la utilización de una plataforma tecnológica para facturar. Productos como los software contable, que proveen una robusta funcionalidad de facturación desde la nube, se encuentran 100% preparados para implementar la facturación electrónica con aquellos clientes que se quieran adelantar a la tendencia antes de que ésta se vuelva obligatoria. Para aquellos clientes que aun no deseen comenzar a facturar bajo este esquema, sigue existiendo la oportunidad de que facturen en la web —con los beneficios y eficiencias que esto implica—pero sin enviar todavía copia de las facturas electrónicas a la DIAN.

Leer más…

Un estudio reciente encontró como los empresarios PYME se hace más de 12 preguntas y toma más de 17 decisiones importantes sobre su negocio al día (¿a quién le vendo?, ¿a quién debo llamar a cobrar?, ¿tengo liquidez?, entre muchas otras). Sin embargo, mucha de la información que necesitan para tomar decisiones críticas no está a su alcance. Está, por el contrario, en las manos de su contador, quien a pesar de sus mejores esfuerzos y buena voluntad, atiende muchos clientes y por ende no logra entregarle al dueño o administrador los informes que necesita con la premura que exige su entorno.

Comienzan entonces a suceder situaciones de alto riesgo para la salud del negocio. Por ejemplo: el empresario PYME termina cerrando un mes sin saber si ganó o perdió dinero; si tiene suficiente liquidez para pagar la nómina; si el inventario es apropiado o si está lleno de “huesos” que no rotan y que le atrapan capital; si debe dedicarse a cobrar cartera o si puede utilizar su tiempo para vender más, entre muchas otras. Todo esto desemboca en una situación donde es el empresario quien arriesga su capital en la empresa y quien necesita manejarla, pero es su contador el que verdaderamente tiene la información. En otras palabras, para manejar su negocio el empresario ¡está volando sin instrumentos!

Pero hay esperanza. La tecnología moderna permite que todo esto cambie y que las PYMES puedan adquirir, por cuotas mensuales bajas, herramientas en la nube que ponen la información de su negocio directamente en las manos de quién lo opera en el día a día. Una de estas tecnologías, esencial para una PYME, la ofrecen las soluciones de software contable en la nube.

Anteriormente, generar los informes financieros y contables de una organización --por ejemplo, un Estado de Resultados (o P&G), un balance, un estado de flujo de caja, unas cuentas por cobrar y por pagar, entre otros-- implicaba un proceso mensual altamente dispendioso. Un empresario típicamente le enviaba a su contador un archivo al final del mes (en papel o vía e-mail) con todas las transacciones que había realizado durante el periodo. El contador luego procesaba el archivo en su propio software, para llegar días más tarde --muchas veces 15 o 20 días luego de terminado el mes--con los informes resumen de lo que había acontecido en la empresa. El problema es que para el momento en que se recibía la información ya ésta estaba “añeja”, y poco permitía reaccionar para corregir el rumbo. Igualmente, para poder entender los sucesos en detalle, se requería la presencia directa del contador, quien era capaz de desglosar los rubros resumen en situaciones concretas. Sin el contador, era poco lo que el empresario podía interpretar cuando le surgía una duda. Tristemente, muchos empresarios se resignaban a no contar con toda la información que desearían tener, puesto que el proceso de encontrar a su contador e insistirle en un nuevo informe era demasiado desgastante.

Con una contabilidad en la nube todo esto puede cambiar. Por definición, un software que resida en la nube (o en internet) es accesible desde todas partes, siempre y cuando se cuente con un computador. Adicionalmente, los software de contabilidad en la nube modernos operan de manera completamente integrada y en tiempo real: registran cada transacción (por ejemplo una factura generada o un ingreso de mercancía al inventario) y la reflejan en la contabilidad en tiempo real. Esto permite que, al utilizar un software contable en la nube, un empresario pueda saber, segundo a segundo, el estado financiero de su empresa, saber quién le debe y a quien le debe, y monitorear las ventas de cada uno de sus establecimientos, entre otras. Más aún, con un software contable en la nube, una PYME ya no necesita enviar al contador un fajo de registros o un archivo plano para que elabora su información al final de cada mes… Simplemente, el empresario o administrador se limita a operar la solución para facturar o manejar su inventario en el día a día, y el software se encarga de contabilizar automáticamente todo lo que sucede. Desde la óptica del contador, esto es supremamente beneficioso puesto que él o ella puede, en cualquier momento, también ingresar al software vía internet y gestionar su asesoría contable sin tener que desplazarse a la oficina de su cliente.

En resumen, adquirir los servicios de un software contable en la nube permite al empresario “volar CON instrumentos”, entendiendo lo que ocurre en su negocio en tiempo real para conducir su empresa. Con un software o sistema en la nube, el acceso a la información es directo para el empresario, sin intermediarios --con su información disponible las 24 horas del día. Por su parte, el contador del empresario también se beneficia, pues en vez de dedicar largas horas a la digitación contable --que ya la hace el software automáticamente--puede invertir su tiempo, sin necesidad de desplazamientos, en asesorar a su cliente en temas estratégicos e impositivos, que son lo que más agregan valor.

Leer más…

Nuestros deseos para el nuevo año...

Durante este 2011 que termina hemos trabajado en la divulgación de información y en la promoción de la innovación. Llegamos a los 500 suscriptores, hemos recibido mas de 11000 visitantes de 54 países.

En el año 2012 continuaremos trabajando para llevar la innovación a las organizaciones; iniciaremos nuestro proyecto de Innovación Abierta para PYMES de Bogotá con el apoyo de COLCIENCIAS y la Universidad Distrital, y continuaremos apoyando a los empresarios en la formulación de sus proyectos e iniciativas de innovación.

Agradecemos a nuestros colaboradores por toda su dedicación, a nuestros clientes por abrirnos sus puertas, a las instituciones y empresas aliadas, y en general a tod@s aquellos que han contribuido en la consolidación de este proyecto empresarial.

Que el nuevo año esté lleno de bendiciones, de oportunidades de progreso en lo profesional y laboral. Muchísimos éxitos y mucha innovación en el nuevo año.

Atentamente,

José Ramiro Bertieri - Susana Sandoval
Equipo de Trabajo TEAM Ingeniería de Conocimiento
www.innovacionabierta.com.co 

team@teamconsultores.net 

Leer más…

OPEN Innovación Abierta OPEN Innovacion Abierta gtag('config', 'AW-999007865');